lunes, 25 de julio de 2011

Diseñadores: EL ÚLTIMO DE FILIPINAS.

Primeramente, y antes de entrar en faena, un pequeño homenaje que hice en su día al personaje que hoy nos ocupa:


Los más avezados, aquellos que tienen un coeficiente superior a la media, habrán adivinado (aunque sólo sea por haber visto el logo), que la persona de la que hoy vamos a tratar no es otra que JEAN PAUL GAULTIER, un genio que me cae especialmente bien por majete, campechano y haber tenido siempre los pies en la tierra lejos de divismos y demás gilipolleces, y sobre todo por su enorme talento en esto del costureo, lo cual hace que haya construído un imperio que sigue al pie del cañón después de más de tres décadas en un mundo tan efímero, voluble y caprichoso como el de la moda.:


El título del post viene a cuento por una anécdota que me contaron en clase y que me encantó en su día por cómica y esperpéntica (aunque al protagonista de la misma puta la gracia que le debió hacer, pero bueno) :

Resulta que un joven Jean Paul Gaultier trabajaba para Pierre Cardin y este como tenía mucho éxito en Filipinas puso una especie de sucursal de sus talleres en Manila. Ya que tenía una clientela más que importante en esta ciudad, Cardin decidió mandar a tierras tan lejanas a uno de sus más prometedores aprendices con el fin de cuidar de forma más directa de las señoronas de ojos rasgados. 

Y en estas que andamos que entra en la historia Imelda Marcos, la mujer de los 10.000 pares de zapatos. Total que Imelda se enamora de lo que hace Gaultier y le convierte en su diseñador de cabecera.

Como de todo se cansa uno y el "fromage" en Filipinas no debe ser tan bueno como el de París, a Gaultier se le hincharon hasta los pelos platinos de su cojonera y decidió volverse a casa.
Imelda que no estaba casada con un dictador de manera casual dijo que nanai de Manila, que el rubito se quedaba allí con ella hasta que estirase el Louboutin y que le retirasen todos los documentos e identificaciones para que no pudiese abandonar el país.

¿Cómo pudo escapar Gaultier? Pues mediante un plan que deja al Steve McQueen de "La Gran Evasión" a la altura de "El Dioni". Consiguió meterse de polizón en las calderas de un carguero clandestino que iba con destino a Francia y el resto ya es historia...

ME ENCANTA ESTE HOMBRE!!! Me encantaba en los 80´s y los 90´s cuando el mundo era suyo, cuando le puso unos conos por tetas a Madonna por culpa de los cuales si ibas a un concierto de la ambición rubiaca las 20 primeras filas estaban vacías por miedo a que la cantanta le sacase un ojo a alguien del respetable. Me encantaban sus colecciones de mediados de los 90´s todas llenas de bucaneros, putas del Pigalle, vírgenes ultra-kitsch o inspiradas en Frida Kahlo. Su programa como presentador de la MTV era lo más cachondo y anárquico que se ha visto nunca en la pequeña pantalla, sus campañas con Mondino son insuperables, su vestuario para nuestra Victoria Abril en "Kika" (amiga e imagen que nos dejaba pegados a los asientos cuando la veíamos en Cannes con el culo al aire o recogiendo el "César" con un vestido lleno de globos) o sus idas de olla para "El quinto elemento" te dejan completamente embelesado y su genio creativo esta fuera de cualquier duda.

Fuera de líneas de maquillaje para hombre, "kilts" o extravagancias varias Gaultier es un clásico, un sastre impecable que hereda lo mejor de la tradición de la costura francesa, tanto, que Saint Laurent cuando ya veía la hora de dejar en la mesita de noche sus lentes de culo-botella para los restos deseaba que Gaultier fuese su sucesor. Lo intentó millones de veces, pero Jean Paul pasaba de su culo huesudo tres quintales y medio.

La única vez que me decepcionó este hombre fue durante una exposición que hizo en París con creaciones suyas hechas a base de pan, no porque la exposición no fuese cojonuda (que lo era), sino porque me gasté un pastizal en una camiseta hecha de pan espectacularmente enmarcada que a la semana me empezó a criar moho...eso sí, el marco precioso.

Precioso, precioso...cabrón! . Una fotele de la exposición que se pudo ver en el verano del 2004:
 

Hace poco más de un año, sacó una colección para Levi´s y que si no fuese porque tengo menos posibles que Belén Esteban después de visitar a su camello, me la hubiese comprado enterita:


Sus campañas con Mondino son (y sobretodo eran, pero no encuentro material por la red) una maravilla filogay llena de marineritos adictos al Clembuterol y divas de las de antes:


Hasta ha tenido tiempo para acordarse de nuestros dos chicos de oro de la moda y hacerles protagonistas de sus campañas de perfumes. En su día Andrés Velencoso nos sonreía debido al roce de unas camelias sobre la punta de su cigoto mientras se le arrugaban los pulgarines dentro de una bañera llena de leche de burra:


Y actualmente ha contado con Jon Kortajarena para promocionar su último perfume masculino, travestirlo de gallinácea y someterle a una posesión digna de Antonio Gades en un anuncio que se puede ver en Youtube durante la fiesta de su presentación:


Algunas editoriales hechas con creaciones suyas:


Y ya que estamos con Madonna, con la que siempre ha conectado muy bien vía corsés y tetas cilíndricas mediante, aquí unos bocetillos para la que ha sido una de sus grandes musas (como dibuja el muy perro!). Años más tarde Kylie Minogue haría lo propio para una de sus giras, pero como la enana albina, por mucho que lo intente, no tiene el carisma de la Ciccone, pues la cosa como que no pasó a mayores:


Sus frangancias son de las más vendidas y los frascos de "Le Male" (esa colonia hipermarica que huele a hostias) y "Classique", son tan bonitos y han conocido tantas ediciones diferentes, que se han convertido en auténtico objeto de coleccionista:


Pero lo que realmente mola son sus desfiles, una locura absolutamente genial llena de clasicismo del bueno camuflado por unos estilismos imposibles. Corsarias, putas, cabareteras, femme fatales, el Querelle de Fassbinder, pajarracas, Frida Kahlo, vírgenes y mucho Mongolia conviven en perfecta armonía (hay un documental maravilloso de Isaac Mizrahi, que es ese histrión que deja a Victor Sandoval a la altura de Dustin Hoffman en Rain Man en el que después de pasarse meses haciendo una colección basada en Mongolia descubre una semana antes de mostrarla al mundo que en París Gaultier ha hecho lo propio y le da un parraque de los que hacen historia). :


Hace años Hermés lo fichó para realizar sus colecciones de ropa, muchos dicen que fue una elección arriesgada, yo pienso lo contrario. No se me hubiese ocurrido persona más idónea, clasicismo y dominio de la piel y los patrones, hicieron que la firma que huele a dinero antiguo, alcanzase cimas antes no logradas:

 Y aprovechando que hablamos de Hermés, hay que ver que fácil es a veces hacer una buena  producción de moda: En vez de cogerte a la Bundchen te coges a la "Nancy Maquillajes", la pones al lado de una cebra más seca que la mojama a la que se le ha añadido unas bridas hechas con "carrés" y ...voilá!. Aunque claro, el tener de fondo una moldura cojonuda y esas cajas naranjas tan míticas que si las llenamos de aire ya cuestan más que el último traje que me he agenciado, supongo que ayuda. No sé yo si con mi gotelé y unas cajas de Mary Paz el resultado sería igual :


Pero volvamos a Gaultier. El tío no para!!!!, que si en su día sacó una linea de maquillaje para hombres (Le Beau Male), que si botellitas para Evian, que si la tele, que si esa colección de corsés que ahora ha hecho en colaboración con La Perla....siempre tan inquieto que pone de los nervios (la envidia). Pero lo que más me mola es esta silla de su colección para Roche Bobois en plan cuádriga romana.

Siempre me he imaginado compitiendo con mi madre por el pasillo, subidos en un par de ellos mientras le perforo una teta con un tenedor para llegar el primero a la meta y es que se me cae la baba:


Por último y no por ello menos masturbante, hablemos de una de sus grandes musas que, de poder, sería musa mía propia porque la amo de manera desaforada:


Y es que mi historia de amor con esta hembraca se remonta a los tiempos de esta foto de Jean Paul Goude en la que sale al lado de ese enano maravilloso que es Azzedine Alaïa (cuyo renacer ha vuelto a poner en el lugar que nunca debió haber abandonado):


Una mujer que lo mismo te recibe así en su casa:


Que le entra la vena señora estupenda, se saca el bote de Giorgi, las pinturillas y te aparece mastodóntica en algún evento social parisino de alto copete:


Y es que FARIDA KHELFA es muy muy grande. Modeli pretérita y presente, no falta en desfile de Gaultier (y de Hermés, cuando este llevaba las riendas de la casa) ya sea en el front row o rememorando tiempos mejores sobre la pasarela. Una diosa tunecina reconvertida en actriz de talento, y con esa belleza serena que solamente poseen las socialités gabachas, que hace que llore de pena e impotencia cuando se me presenta a Carmen Lomana como adalid de la clase, el buen gusto y la elegancia. "Spain is different" que decía aquel, como queriendo decir que somos una panda de catetos redomados:


La verdad es que la señora sabe relacionarse:


Y como colofón, esta edito impresionante de hace un par de meses del mejor VOGUE (el italiano) que uno se puede encontrar, por mucho que la Bruja Malvada del Wintour maneje el cotarro en cuanto a ventas y la Anna Dellaspollas Verdes se vista de borderline y acapare todas las fotos de unos bloggers aún más borderlines que ella, perpetrada por el gran Peter Lindbergh en la que Farida al lado de Vincent Perez vive su particular historia de amor y lujo en tonos mortecinos (que me gusta cuando el bueno de Peter hace estas editos con parejas extrañas, como aquella de la VanSeenus con Fred Ward o la Werbowy con David Strathairn. Porque una cara vivida siempre mola más que cualquier imberbe de tableta prefabricada):

Besitos! (siempre he querido acabar uno de mis post al más puro estilo lerdo-blogger):

3 comentarios:

  1. Un día me van a pillar en la ofi leyéndote embobada querido...

    ResponderEliminar
  2. Hey! Supe que has leído mi blog! Saludos

    ResponderEliminar
  3. Un Blog fascinante,
    Felicidades.
    Richard War

    ResponderEliminar

DI ALGO COÑO!